Viajes de Lujo a Sri Lanka

Un viaje de lujo a Sri Lanka nos lleva a descubrir la isla definida por Marco Polo como “la más bonita del mundo”. Se trata de un lugar perfecto, lejos del turismo masivo, donde podréis recorrer todo el territorio como auténticos viajeros del pasado. Sri Lanka, antiguamente llamada Ceilán, durante siglos fue adorada por los viajeros que la visitaban y volvían a sus hogares maravillados por sus bellezas tropicales envueltas en espiritualidad. Podremos recorrer sus montañas llenas de plantaciones de té, como las que rodean Ella, o pasear por ciudades milenarias donde el budismo y su tradición siguen muy presentes, como la ciudad de Kandy y su mítica reliquia del diente de Buda. Su fauna tampoco nos dejará indiferentes, pues sus dos principales parques nacionales, Yala y Minneriya, son el hogar de especies tan increíbles como el leopardo o el elefante, además de muchos tipos de aves.
Todo está preparado para realizar un viaje de lujo a Sri Lanka, la auténtica perla del océano Índico.


Reserva tu viaje


* Campos obligatorios

Viaje exclusivo a Sri Lanka

Un viaje exclusivo a Sri Lanka, de nuestra mano, implica descubrir los rincones más impresionantes de la isla, en un viaje a medida y con la compañía de un chófer, que os guiará desde Anuradhapura hasta Yala, donde playas como las Nuwara Eliya quedarán grabadas para siempre en vuestra mente. Todo este viaje estará orquestado por nuestros expertos profesionales, que de (quitar) con los mejores criterios de confort, seguridad y sostenibilidad, os organizarán un viaje de lujo a Sri Lanka, un auténtico paraíso donde disfrutar de la esencia del viaje.

Destinos de lujo en Sri Lanka

Descubrir Sri Lanka es descubrir un país de contrastes. Pese a su tamaño, podemos disfrutar de zonas de montaña en el interior del país, como el pueblo de Ela y sus numerosos trekkings, o paraísos del surf en la costa Este como Arugam Bay. A nivel cultural sucede lo mismo, pues encontramos diferencias marcadas entre la población cingalesa y la tamil, situada esta última en la zona norte de la isla. Ciudades de gran ajetreo como Colombo, o de gran misticismo como Anuradhapura, todo nos empuja a emprender a este viaje de lujo a Sri Lanka con la mayor expectación.

Sigiriya

Sigiriya es sin duda uno de los destinos que más viajeros atrae a Sri Lanka, principalmente la gran fortaleza de Lion Rock. Se trata de una enorme roca en cuya cúspide, hace cientos de años, se construyó una gran fortaleza. Esta gran roca, además, tiene forma de león y en su base se encuentran esculpidas dos grandes zarpas para marcar el inicio de la ascensión, con cientos y cientos de escalones a través de la roca que deberemos superar para disfrutar, finalmente, de una de las mejores vistas de toda la llanura central de Sri Lanka.

Galle

Galle es quizá una de las ciudades que más historia transmiten en toda la isla de Sri Lanka. Se trata de una ciudad que ha estado dominada tanto por portugueses, holandeses como británicos y en la que todos han dejado su impronta. Dentro de sus murallas encontraremos una pequeña ciudad colonial europea que parece que nos transporte a otro país. Está llena de calles tranquilas, con edificios blancos y bajos, llenos de restaurantes y pequeños negocios, donde podremos disfrutar de la tranquilidad y la hospitalidad de sus gentes. A través de sus murallas descubriremos también los diferentes puntos de acceso o el faro de la ciudadela, una enorme estructura orientada al mar, una guía infalible para los viajeros de la antigüedad.

Kandy

La ciudad de Kandy no puede describirse de otro modo que como la ciudad del Templo del Diente de Buda. Se cuenta que cuando el buda originario, Siddharta Gautama, murió y su cuerpo estaba siendo incinerado, alguien rescató de la pira uno de sus dientes. Éste viajó a través de Asia, dando poder a quien lo poseía, hasta que finalmente terminó en Ceilán llevado por una princesa del reino indio de Kalinga. En las calles de Kandy encontraremos una mezcla muy interesante de budismo y colonialismo, donde edificios construidos durante el dominio inglés de la isla combinan con la fuerte corriente espiritual que hay en los alrededores. La ciudad también acoge el mundialmente famoso festival Perahera, una noche en la que varios elefantes vestidos de seda y con el cuerpo totalmente iluminado, llevan por la ciudad esta gran reliquia de Buda, conmemorando así la llegada desde la India del sagrado diente.

Trincomalee

Trincomalee, en el norte de la Sri Lanka, territorio aun casi inexplorado, es una pequeña población costera donde podremos refrescarnos del calor tropical y donde podremos descansar en alguna de sus playas. La playa de Uppuveli o la de Nilaveli, nos ofrecen entornos únicos para relajarnos en la arena o hacer snorkel, y desde cuyas orillas incluso podremos ver Pigeon Island, hogar de tortugas, tiburones y todo tipo de peces de colores, bajo un ambiente totalmente relajado en el que disfrutar de nuestro viaje.

Adam's Peak

Adam’s Peak, el pico de Adán, o en su nombre cingalés, Sri Pada, es un pico de 2243 metros de altura que se alza sobre la tupida selva de Sri Lanka. El pico es famoso por la gran roca que hay que hay en su cima, de casi dos metros de altura, que ha sido venerada por diferentes religiones, por su forma de huella. Algunos dicen dicha huella pertenece a Buda, mientras que los hindúes la atribuyen a Shiva y los musulmanes a Adán. Se trata pues de un lugar de peregrinación muy importante en el país, desde donde, además, podremos disfrutar de uno de los amaneceres más increíbles de Asia, tras superar, por supuesto, lo más de 5000 escalones que nos conducirán a la cima.

Parque Nacional Yala

El parque nacional de Yala es la ocasión perfecta para que nuestro viaje de lujo a Sri Lanka, además de todas sus paradas obligatorias, incluya un increíble safari. Sin duda la especie estrella del parque es el leopardo, con más de 60 especies habitando la zona protegida, pero también hay muchos más. Podremos ver raras especies de pájaros, como el gallo de cresta roja, o alguno de los tipos de martín pescador de diferentes colores. Tucanes, pavos reales, águilas… Pero también grandes animales como ciervos, cocodrilos, jabalíes y búfalos de agua. Sin duda todo un espectáculo de vida natural que jamás olvidaremos.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies